La mecanica y las mujeres

Por alguna extraña razón las mujeres nos hemos ganado la mala fama de ser incompatibles con la mecánica automotriz. Y ciertamente para muchas es algo tedioso en lo que prefieren no inmiscuirse. Pero ciertamente es recomendable tener una noción, aunque sea muy general acerca del funcionamiento del vehículo, a fin de poder detectar alguna irregularidad.

Por otro lado, es bueno saber chequear algunos puntos necesarios para el debido funcionamiento de la máquina. Por ejemplo, lo que tiene que ver con la medición de los niveles de aceite, tanto del motor como el de la caja. También hay que estar pendiente del nivel del refrigerante, de la liga de freno. Verificar que los bornes de la batería no estén sulfatados y que estén haciendo bien la conexión.

Hay muchas cosas que se pueden ver a partir del manual que da el mismo fabricante. Por ejemplo, allí se podrá visualizar cada cuánto tiempo o cada cuántos kilómetros, se debe cambiar el aceite de motor y su respectivo filtro, en el mismo se especifica el tipo de aceite que utiliza para el motor y para la caja.

Para evitar un incidente con los neumáticos conviene medir la presión de los mismos con frecuencia. Y cada 10 mil kilómetros se debería hacer balanceo, alineación y rotación. Es una manera de alargar su tiempo de vida útil, ya que por lo general, se van consumiendo más los delanteros que los traseros, y algunos se desgastan de una manera pronunciada por la parte interna, lo que a su vez depende de los amortiguadores. Así pues, se les van dando la vuelta para aprovecharlos un poco más.

El sistema de aire acondicionado hay que hacerle un mantenimiento con químicos especiales que limpien el radiador y se chequee la polea que va con el condensador, además de analizar que no tenga ninguna fuga y todo marche bien. Por ser algo tan delicado, solo lo deben hacer los especialistas.

El sistema eléctrico, es otro que hay que mandarlo a revisar cada cierto tiempo, para que el alternador o cualquier otra pieza, no nos dé una mala sorpresa en medio del camino. Tengamos en cuenta que una falla eléctrica puede incluso dañar el ordenador del coche.

Así pues, no hay que ser expertas en mecánica, pero sí estar conscientes de que está conformado por diversos sistemas y que la revisión oportuna es crucial. Finalmente es fundamental, tener una web como  http://www.tudesguace.com/, en donde podamos encontrar de manera confiable cualquier repuesto que se requiera.